miércoles, 12 de febrero de 2014

La Felicidad es un Té Contigo.

La Felicidad es un Té Contigo de Mamen Sanchez.
"AVISO PARA LECTORES:
Esta novela puede afectar seriamente su percepción pesimista de la realidad. Provoca carcajadas y ganas de más. Sus personajes son como los hijos: cuanto más tropiezan, más se les quiere. Cuidado con sus corazones: les pueden entrar ganas irrefrenables."
Este aviso nos recibe cuando abrimos el libro.

Acà va un párrafo del libro.

—El señor Bestman tuvo una idea visionaria. —Frunció el ceño—. Pensó que para apoyar las ventas de nuestros libros sería aconsejable que Craftsman & Co editara también unas pequeñas revistas literarias en cada país, para poder promocionar nuestros títulos.
—Muy listo —reconoció Atticus.
—El caso es que pusimos en marcha aquellos proyectos y debo decir que, hasta la fecha, han cumplido correctamente su misión. Como comprenderás, no son empresas que ganen mucho dinero, pero sí son herramientas válidas. Algunas, como la alemana Krafts, han logrado además colocarse entre las publicaciones literarias de mayor prestigio en su territorio.
Marlow regresó a su mesa. Se dejó caer pesadamente en su butaca.

—Todas menos una. (pag 16)

Atticus, un muy compuesto inglés ha sido enviado a España para cerrar esta revista que no logró levantar el vuelo. Sin embargo, ha desaparecido sin dejar rastro.

Sus padres, tan bien descritos, típicos ingleses tan preocupados por la desaparición de su hijo, que deciden hacer un espacio en su apretada agenda social para viajar a España. Ojo, con "hacer un espacio en su agenda social", ni hablar de mandarla a volar.

El libro va contando por un lado la historia de la búsqueda de Atticus, por parte del muy particular inspector Manchego y por el otro lado la historia de Atticus, su llegada a España y su encuentro con Solea (si, soleá, no Soledad). Al principio me arrancó varias risas este encuentro cultural, flema inglesa con alegría de vivir gitana.

La familia de Soleá, son todos unos personajes de lo más pintorescos que hacen que el libro tenga, por decirlo de alguna forma, más color.

Sin embargo, algo me pasó con la historia desde la mitad en adelante, sentí que perdió algo de chispa, me quedó la sensación de que la autora estaba apurada por terminar la historia. 
He leído muchos comentarios del libro (y había leído otros tanto antes de leerlo), que hablan muy bien de èl. Pero como dice el dicho "sobre gustos no hay nada escrito", la verdad es que a mi no me convenció. 



Contemporaneas

Ahora voy por mi recordatorio de novelas contemporáneas de distinto géneros que han pasado por mis inquietos ojos en el último mes y medio. Obviamente menos que las de género romántico, pero en mi defensa puedo decir que estas son más largas y más densas, por lo que toman más tiempo y más concentración para leerla.
Partiendo por Desde El Mar, de Cristina Selva, libro que narra la historia de Miguel Blum un capitán de barco, que recorre los siete mares por allá por el 1800, creo que ya lo comente algo por ahí, un libro que no logró engancharme, no me sentí parte de la historia del Capitán Blum, no logre enganchar con él,  así es que paso sin pena ni gloria por mis neuronas.

Llama a la Comadrona, de Jennifer Worth, en el  Londres principios del S XIX, la autora nos relata la historia de las comadronas asociadas al Convento San Ramón Nonato, quienes atendían a las clases más pobres de la ciudad. Nos hace un crudo relato de las condiciones de vida de esta gente en el Londres de esos tiempos, los altos niveles de hacinamiento y las paupérrimas condiciones higiénicas con las que tenían que lidiar. Tiempo en que la mayor parte de los partos se realizaban en casa, las Comadronas eran las encargadas de vigilarlos y de certificar que efectivamente fuese un lugar medianamente limpio. Un libro impactante, por el crudo relato de la realidad que nos muestra, la autora logra meternos dentro de esa realidad y casi vemos por todo lo que pasa la protagonista. Muy recomendable,  aunque hay que tener en cuenta que es un libro crudo.  Si no fallan las fuentes, están haciendo una serie basada en este libro, creo que ya va por la segunda temporada.
Ciudad de Cristal de Paul Auster, primera parte de Trilogía de Nueva York. Un escritor que se encuentra en un punto muerto recibe un misterioso llamado, y contra toda lógica se hace pasar por un detective privado,  llamado Paul Auster (si igual que el autor). La historia no va llevando por Nueva York siguiendo la investigación del detective, que es contratado para proteger a su cliente. Obviamente el supuesto detective, se ve cada vez más enredado en una historia, realmente de película. Un libro interesante de leer, donde nada es lo que parece y todo puede cambiar en un segundo, cuando lo terminé, francamente me senté y mentalmente dije, WOH!!!.



No Todos Moriréis de Antonio Jareño, acá todo empieza cuando un ejecutivo bancario debe resolver quien ha estado sacando fondos de una anciana clienta suya. Para eso le pide ayuda a un amigo que trabaja en informática, para ver los videos del cajero automático para ver quien ha hecho los giros que reclama su cliente. Sin embargo, se encuentran presenciando un crimen con un insólito desenlace. Desde aquí en adelante el protagonista debe dejar a un lado su cómoda vida y lanzarse a una persecución internacional, donde los grandes intereses de herméticos grupos chocan con sus ansias de vengar a un amigo. Un libro, muy entretenido, con acción constante y que nos va sorprendiendo a cada instante.

Falsos Dioses, Peter Joseph. Ubicados en la segunda guerra mundial, un científico Inglés, debe insertarse tras la línea enemigas en busca de un importante secreto. Sin embargo, se cruzará en el camino de los principales comandantes Nazis y se hará, sin saberlo, del más importante secreto nazi, que echaba por tierra toda la arenga de la raza aria pura. Es un libro bastante corto, pero con acción constante, el protagonista en un corto espacio de tiempo llega hasta el corazón de Berlín desde un lugar cercano a Normandía. Una historia bien distinta de la 2da guerra.


Ya está, creo que no me quedo ninguno en el tintero, y  lo más increíble es que me acordé de las tramas sin tener que recurrir a torpedos varios. Lo cual habla bien de los libros, porque algo quedo en mi, ya, atiborrada neurona.

martes, 11 de febrero de 2014

Romance a la Vena

Uff!!!,  la última entrada el 11 de Dic y después nada!!!??. El problema es que he leídos muchos desde esa fecha en adelante y la idea primaria de este blogs era poder acordarme de los libros que voy leyendo....tanto tiempo sin dedicarme, ahora voy a tener que revisar mi kindle (bendito Kindle!!) para ver que libros he terminado, porque así a vuelo de pájaro....NO ME ACUERDO!!. 
Ahora, es claro que cuando uno no se acuerda del libro pasada unas semanas, es porque no era muy trascendental después de todo, o no?!. También hay que reconocer que durante las últimas semanas me he caído al genero romanticon donde es difícil encontrar algo mas permanente. No quiero decir que el género sea malo, como podría soy adicta a el!!!!. 

Durante este tiempo me leí la serie completa de los Hermanos Marti, de Anna Casanovas, que puedo decirlo, me gustaron mucho. Desde que descubrí a Anna Casanovas, se ha vuelto una de mis autoras favoritas en este género, sus libros logran que uno vibre con los personajes y viva las historias casi en primera persona. Me gustan los autores que logran eso en sus novelas Románticas. 
Por otro lado, me leí Atada a Ti de Sylvia Day, y con toda confianza digo que terminó de decepcionarme, la verdad es que la tercera parte de la serie Crossfire, me dejo absolutamente un mal gusto, creo que hasta aquí no más llego con esta serie.
Cuando buscamos Novelas Románticas de Epoca, Lisa Kleypas es la mejor opción, de ella me leí sus serie "Las Floreros" (haciendo una traducción literal) compuesta por 4 libros, cada uno cuenta la historia de una de las floreros, llamadas así por ser debutantes que durante toda la temporada de bailes....no bailan!!. Eso por diferentes razones. Cada libro es una historia en si, muy entretenidos, nos permiten dar un vistazo a lo que eran las costumbre y sobretodo los prejuicios con los que se movía la sociedad en esa época. Lisa Kleypas, siempre es entretención asegurada.


Otra autora que en general asegura pasar buenos ratos de lectura, es Isabel Keats, con su libro Vacaciones al Amor, Abraza Mi Oscuridad, Empezar De nuevo ó alguno de sus otros libros. Todos ellos romances contemporáneos con protagonistas que son todo un personaje, divertidas e independientes. 
Ahora si lo que buscamos es romance un poco mas subido de tono, entonces Arwen Grey y Megan Maxwell son un buena alternativa, sus libros de romances contemporáneos han sido todo un descubrimiento para mi.



 Visto este resumen, me doy cuenta de que he leído bastante más de lo que pensaba y eso que aún no agrego los libros de o otros géneros que también han pasado por mis ávidas manos en estas 
semanas.