miércoles, 11 de diciembre de 2013


Trilogía El Jinete de Bronce de Paullina Simmons.
Tatiana y Alexander, corresponde al segundo tomo de la trilogía.
En el Jinete de Bronce, dejamos a Tatiana llegando a USA a punto de tener a su hijo y con un certificado de defunción de Alexander en su mano.
Enferma de Tuberculosis (una vez más) con su hijo recién nacido, Tania apenas tiene fuerzas para seguir adelante. El saber a Alexander muerto le merma las pocas fuerzas que le restan. Meses internada en un hospital de la isla (donde llegaban todos los refugiados de la guerra) poco a poco va cobrando fuerzas y gracias a su hijo Antony Alexander Barrington, va saliendo adelante.  Curada de la Tuberculosis, empieza a ayudar a los enfermos del hospital, retomando su profesión de enfermera, con su hijo a cuestas en un rayo de esperanza para todos los inmigrantes que se encuentran en el hospital. Logra conseguir la residencia, gracias a su hijo, y es contratada para trabajar en el mismo hospital. Sin embargo, durante al menos 1 año no sale de la isla, no conoce Nueva York, su mundo es el hospital y sus al redores, no tiene fuerzas para más. No ha sido capaz de tomar su mochila, donde guarda todo lo importante, son demasiados recuerdos, cuando finalmente lo hace descubre la Cruz al valor, que le entregaron a Alexander en Rusia (por sus valientes servicios) y un rayo de esperanza se abre. No sabe como llego la cruz a su mochila, escondida en un recóndito lugar, pero empieza a dudar de la muerte de Alexander en el lago helado, y esta duda le da fuerzas.
Empieza a buscar respuestas, acude al departamento de estado, donde conoce a Sam Gulota, quien empieza a ayudarle a buscar a Alexander en Rusia, con la poca información que era factible conseguir. Pasan los años y Tania arrienda un depto en Nueva York a medias con Vikky, otra enfermera del Hospital, empieza a tratar de rehacer su vida y cuando está a punto de dar a Alexander por perdido, recibe información que le cambiará su vida.
Alexander, quien ha sobrevivido al Lago congelado ha sido tomado prisionero  por el servicio de inteligencia ruso, KGB, que lo acusa de ser el americano Alexander Barrington previamente condenado a Vladivostok,  lo cual es verdad pero Alexander nunca reconocerá esto. Toda su carrera en el Ejercito Rojo la ha desarrollado como Alexander Belov. La KGB no puede comprobar nada en su contra, su superior en el Ejercito lo protege lo que puede, mal que mal Alexander ha sido condecorado en varias ocasiones y a prestado leales servicios al ejercito. Finalmente lo mandan a mando de un batallón disciplinario, que era casi como una condena a muerta, ya que estos batallones eran los que abrían camino al resto del Ejercito. Alexander logra, contra todo pronóstico, sobrevivir para terminar encerrado al final de la guerra en un castillo, donde los Rusos encerraron a todos sus militares que habían sido capturados, ya que eso se consideraba traición. A pesar  de todo Alexander ha tratado de escapar infinidad de veces, siempre tratando de llegar a Tatiana. Ella siguen siendo su esperanza y su fuerza.
Tania, una vez que tiene una certeza mayor de que Alexander sobrevivió al lago y que se encuentra prisionero, se enrola nuevamente como enfermera de la Cruz Roja  y embarca de vuelta a Alemania de Este a buscarlo. Deja a su hijo, ya de 4 años a cargo de Vikky y parte e esta misión suicida. No le dice nada a sus compañeros  y planea visitar todas las prisiones alemanas hasta encontrarlo. Se va literalmente armada hasta los dientes con armas y medicinas. Recorren los campos alemanes y rusos hasta que lo encuentra encerrado en un calabozo, clasificado como de alto riesgo por haber tratado de escapar más de 17 veces.
Alexander cree estar soñando cuando Tania aparece en el calabozo vestida de enfermera y con su pelo teñido negro (para no ser reconocida, ya que ella era buscada por los rusos), ella lo cura y lo alimenta (un vez más) y con medias palabras planean la fuga.
Alexander y Tania logran llegar a USA, no puedo contar los entre telones porque perdería su gracia el libro. Una vez en Estados Unidos,  toman a su hijo, y empiezan a viajar por el país tratando de curar las heridas de cada uno de los miembros de la familia. El proceso resulta ser mucho más complicado de lo esperado, además el departamento de estado busca a Alexander, situación que Tania oculta a Alexander.
Dejo hasta acá,  y dejamos a Tatia y Shura viviendo en sus terrenos en pleno desierto de Arizona.

Sufrí  con cada paso que daban cada uno de los personajes, tuve que hacer altos en la lectura para tomar valor y seguir, aún cuando ya no estábamos en guerra , como nos describe el contexto histórico es fascinante, incentiva la curiosidad. Reconozco que busque por internet  si efectivamente las cosas habían sido así,  gratamente sorprendida por la coherencia con la historia real de esa época.

martes, 10 de diciembre de 2013

Trilogía El Jinete de Bronce

Trilogía El Jinete de Bronce de Paulline Simmons.

La trilogía esta compuestas por El Jinete de Bronce,  Tatiana y Alexander y El Jardín de Verano.  Podría decir que es una novela romántica, pero sería quedarme corta, ya que si bien el hilo conductor es la historia de Tatiana y Alexander,  la escenografía histórica que envuelve a los personajes no se queda atrás en atractivo. El conjunto de ambas dan a la trilogía gancho del cual es difícil de zafar.

Tatiana es  una chica rusa, chiquita rubia y de ojos verdes, delgaducha , pero con una fuerza interior que siempre nos sorprenderá durante toda la historia.

Alexander es un norteamericano, que se mudó a la Unión Soviética, junto con sus padres, fervientes creyentes del  comunismo, que es un acto de consecuencia ideológica decidieron a bando USA e irse a Rusia, renunciando para ellos de su nacionalidad. Abrazaron la propuesta comunista con fervor, sin embargo, a poco  andar se dieron cuenta de la realidad.

El jinete de bronce, nos ubica en Leningrado justo cuando Alemania invade Rusia, durante la todo el contexto histórico esta tan bien narrado, y por lo que he podido ver bastante cercano a da Guerra Mundial. La Familia Metanova compuesta por los padres, abuelos y 3 hijos, de los cuales Tatiana es la menor, a pesar de que tiene un hermano mellizo Pasha, viven en un “Departamento” de 2 habitaciones (separadas ambas por un tabique) en Quinto Soviet, en Leningrado . La declaración de guerra desata una inusual actividad en el depto de los Metanova, donde lo primero en la lista es salvar a Pasha de solo 16 años de ser llamado al ejército. Por ello lo mandan a fuera de Leningrado a un pueblo donde se desarrollaban los campamentos de verano. Con el razonamiento de comida, a la vuelta de la esquina, la familia, encomienda a Tatiana la labor de gastar hasta sus últimos rublos en comprar comida para aprovisionarse. Sin embargo, Tatiana en el camino se entretiene y cuando decide a tomarse un helado, es cuando su vida cambiará. Sentada esperando un bus, que la lleve a la tienda para ir a comprar, se topa con un soldado que porta su fusil, alto (1.90mt) de pelo negro y ojos color castaño claro (todo mi gusto), que la mira embobado desde el otro lado de la calle. Casi sin darse cuenta se encuentra sentada en un bus y el soldado detrás de ella, hacen el recorrido completo del bus, se bajan en el terminal y aún no han cruzado palabra. Es ahí cuando Alexandr decide atacar, se presenta y entabla conversación, ayuda a Tatiana a conseguir comida para su familia y le ayuda a llevarla a casa. Aquí es cuando la trama se nos enreda, ya que al llegar Alexander se topa con Dasha, la hermana mayor, con la cual ha estado saliendo en forma intermitente. Es difícil abreviar la trama, pero Tatiana a pesar de sentirse enormemente atraída por Alexander sede a Dascha y le deja el campo libre a ella, que finalmente lo presenta como su novio. Alexander más interesado en Tatiana que en Dascha, sede a  los argumentos de Tatiana y se presenta como Novio de Dascha. Mientras este enredo amoroso se complica, ni se imaginan cuanto. Leningrado es sitiada por los alemanes y los víveres son cada vez más escasos. Alexander se convierte en una ayuda indispensable para la familia Metanova, con sus raciones del ejercito contribuye en forma definitiva al menú familiar.  
Las descripciones del sitio de Leningrado, que duro años, son impactantes, como la gente iba pereciendo de hambre, como iban volviéndose cada vez más animales y menos personas. Los esfuerzo que realizaba el Ejército Rojo por tratar de romper el cerdo, están tan gráficamente explicados que es imposible no verlo. Mientras el cerco se cierra cada vez más, Alexander cae en la desesperación al ver que Tatiana, que se ha convertido en la fortaleza de su familia, se va consumiendo. Debe ir en su rescate, cuando Tatiana decide partir a buscar a su hermano Pascha. La encuentra, apenas viva, la rescata y la lleva de vuelta a su familia. Sin embargo, la obstinación de Tatiana por dar a Dascha la prioridad sobre Alexander hacen que el se debata entre su irremediable amor por Tatiana y por su rabia por no dejarlo que se lo demuestre abiertamente. Porque se lo demuestra constantemente, acompañándola cada vez que puede, cuidándola y protegiéndola. El sitio de Leningrado va cobrando màs victimas y la familia Metanova no es la excepción. Cuando sólo sobreviven Dasha y Tatiana, Alexander logra sacarlas de Leningrando, le dice a Tatiana que debe partir a Lazarevo, donde él las alcanzará.

Mientras Alexander, sigue luchando por romper el cerco de Leningrado, está cada vez más desesperado por no tener noticias de Tatiana, no concibe su vida sin ella, es el motor que lo hace moverse, el saber que va a verla, es su esperanza!!. Ella lo hizo recuperar la esperanza, luego de haber perdido el Norte, cuando sus padres fueron apresados, condenados y ejecutados como traidores y él mismo fue condenado a 10 años de trabajos forzados en Vladivostok, condena de la cual escapó saltando de un tren y asumiendo una identidad falsa. Hoy, como capitán del Ejecito Rojo, su secreto pende de su cabeza como la espada de Damocles.
Alexander logra de su superior un permiso de 5 semanas, para ir a buscar a las hermanas Metanova, totalmente desesperado por no tener ninguna noticia de Tatiana es más de 8 meses.  

En Lazarevo, finalmente Tatia y Shura logran, finalmente, consumar su romance.  Y la historia toma nuevos giros que finalmente terminan con Tatia escapando a Finlandia. Es acá donde termina El Jinete de Bronce y la verdad es que uno, lector, necesita un respiro de Tatia y Shura, de su historia tan llena de baches y barricadas, como de amor.  No voy a contar más, creo que ya me extendí demasiado, pero es que de verdad la historia es fascinante . He tratado de no revelar demasiado de la trama, aunque es casi imposible no revelar algo. ES LA GUERRA!!.